¿Qué es la preexistencia en un seguro de salud?

Te explicamos todo lo que debes saber sobre este concepto propio de los seguros de salud
Uno de los aspectos que tienen en cuenta las aseguradoras, al conceder un seguro de salud, son las preexistencias. Es por ello que, en este artículo, vamos a explicarte en qué consisten y cuáles son las enfermedades que se incluyen en ellas, además de mostrarte las consecuencias de no comunicar las preexistencias al contratar un seguro de salud (entre las que se encuentra, por ejemplo, la denegación del propio seguro). ¡Sigue leyendo!
¡Descubre el Seguro BBVA Más Salud!
Con acceso al cuadro médico de Sanitas y a programas digitales de salud personalizados.

¿Qué es la preexistencia en un seguro de salud?

La preexistencia, en un seguro de salud, se refiere a la/s enfermedad/es o patología/s que se padecen antes de suscribirse a un seguro médico. Informar sobre el estado de salud del tomador a la compañía de seguros es obligatorio.

¿Cuáles son las enfermedades que se incluyen en la 'preexistencia' de un seguro médico?

Las enfermedades que se consideran como preexistentes, en la contratación de un seguro médico, son aquellas que condicionan el estado de salud del beneficiario, ya sea de forma temporal (como un embarazo) o en el largo plazo (como la diabetes o las enfermedades cardiovasculares). Hay que entender que, dependiendo de la gravedad de la preexistencia médica, el coste del seguro de salud puede aumentar (al tener que adaptarse a enfermedades más graves). De hecho, en la mayoría de los casos, el tratamiento de las preexistencias médicas de este tipo no suele estar cubierto por las pólizas de seguros médicos o, en el caso de hacerlo, suponen un aumento en la prima a pagar.

¿Puedo contratar un seguro con una enfermedad preexistente?

Lo habitual es que las aseguradoras, si se tienen enfermedades preexistentes, no concedan el seguro de salud. En el caso de que lo hagan, es probable que no haya cobertura para los tratamientos relacionados con dicha patología y que la prima tenga un importe mayor.
¿Qué es la preexistencia en un seguro de salud?

¿Qué pasa si no declaro una preexistencia en un seguro de salud?

A la hora de contratar un seguro médico, la empresa aseguradora le facilita al tomador un cuestionario en el que tiene que indicar su estado de salud (para adecuar la póliza a sus necesidades) y se tienen que incluir las enfermedades preexistentes. 

Si el asegurado no contesta de forma veraz sobre ellas al contratar el seguro de salud, la empresa aseguradora podría incluir, a posteriori, una cláusula por la que se cobre un importe mayor o, incluso, se anule la póliza, ya que el deber legal del tomador es comunicar su condición de salud y las enfermedades preexistentes que padece. 

Otra de las consecuencias de no declarar una preexistencia en un seguro de salud es el rechazo de un siniestro (cuando un asegurado se pone enfermo y necesita asistencia médica) por parte de la compañía de seguros en caso de que el tomador de la póliza no haya contestado con sinceridad al cuestionario médico.

¿Qué diferencias hay entre una preexistencia y una carencia?

Si bien es cierto que, al contratar un seguro de salud, se pueden llegar a confundir los 2 términos (por ser comunes a este tipo de seguros), no son lo mismo.

Las preexistencias, como se explica al inicio del artículo, son aquellas enfermedades o patologías que el asegurado padece antes de contratar la póliza. La carencia, por su parte, es el periodo de tiempo que el asegurado debe esperar, tras la contratación de la póliza, para utilizar algunas de las coberturas y servicios que se incluyen en ella. Es decir, el tiempo que transcurre desde que se firma el contrato de la póliza del seguro hasta que el asegurado puede disfrutar de las ventajas del mismo.

BBVA y su seguro de salud

Si quieres proteger tu salud y la de los tuyos, BBVA pone a tu disposición el Seguro BBVA Más Salud. Incluye una amplia variedad de coberturas, destacando entre otras las siguientes:

  • Medicina general y especialidades (ginecología, pediatría, etc.).
  • Cirugía y hospitalización.
  • Seguimiento de embarazo y parto.
  • Tratamientos terapéuticos (fisioterapia, rehabilitación, radioterapia, etc.).
  • Pruebas y diagnóstico (radiografías, ecografías, resonancias, etc.).
  • Segunda opinión médica.
  • Prótesis.
  • Urgencias en el extranjero hasta 12.000 €/persona.
  • Podología (12 sesiones), Psicología (15 sesiones) y Logofoniatría (80 sesiones)
  • Programas de prevención.
  • Urgencias 24 horas por videoconsulta (tanto en medicina general como en pediatría).
  • Programas de salud digitales.
  • Videoconsultas con especialistas.

También puedes añadir complementos opcionales, entre otros:

  • Complemento digital bluaU, el cual ofrece: servicio digital de psicología para el cuidado y la prevención de la salud mental y emocional, servicio de analítica y envío de medicamentos a domicilio, etc.
  • Acceso a la prestigiosa Clínica Universidad de Navarra.
  • Complemento de reembolso gastos médicos.
  • Complemento para estudiantes.

¿Quieres saber más sobre el Seguro BBVA Más Salud? Entra en bbva.es o la app de BBVA y consulta toda la información.