Programas para ahorrar casi sin darte cuenta

Bconomy, Programa tu Cuenta y Movimientos Previstos.

En el mundo del ahorro existen distintos tipos de ahorradores, casi tantos como personas. Están los que prefieren conseguir su meta lo antes posible y optan por apretarse más el cinturón, los que se inclinan por equilibrar la balanza entre ahorro y gasto o los que, al no tener prisa, extienden sus metas de ahorro para contar con más dinero para el día a día. Distintas formas de ahorrar que, sin embargo, tienen un punto en común: dependen de cual sea su fin. Y es que no es lo mismo crear una hucha para comprar una casa, que hacerlo para un viaje o para un móvil. 

Lo que sí es seguro es que, elijas un tipo u otro, los programas para ahorrar que utilices te van a facilitar el cumplimiento de tu objetivo, bien ayudándote con la organización, con el desglose de tus gastos o automatizando el ahorro para que no tengas que estar pendiente. En definitiva, te permitirán ahorrar caso sin darte cuenta.

Programas para ahorrar en tu día a día

En BBVA somos conscientes de lo que te cuesta ahorrar. También sabemos que una buena organización es fundamental para que lo consigas. Por ello, hemos incluido en nuestra aplicación una amplia gama de servicios y funcionalidades para que puedas tener tus finanzas bien controladas. 

El primero que te proponemos es Programa tu Cuenta. Con él, no sólo tienes ese control que tanto deseas sino que, además, puedes automatizar tu ahorro y evitar preocupaciones diarias. ¿Cómo? Aplicando una o varias de sus 6 reglas (Saldo Mínimo y Máximo, Redondeo en Compras y Ahorro en Nómina, Fin de Mes y Presupuestos) de forma fácil, las cuales están exentas de cualquier comisión. 

Con Saldo Mínimo y Máximo puedes fijar un límite, por abajo o por arriba, en tu cuenta corriente que, de sobrepasarse, generará una transferencia para establecer la normalidad. En el primer caso se realiza de tu cuenta de ahorro a la habitual y en el segundo a la inversa. 

Ahorro en Nómina, Fin de Mes y Presupuestos funcionan de manera similar. Solo las diferencia un punto: en la primera se transfiere de manera automática un porcentaje de tu nómina según te la ingresan, en la segunda un porcentaje de lo que te queda en la cuenta a final de mes y, en la última, el dinero que no has usado de los presupuestos que previamente has creado en Bconomy. 

La regla del Redondeo es una modalidad de microahorro sencilla de utilizar: cada vez que realices una compra cuyo importe no sea exacto, “las vueltas” hasta el siguiente euro serán o bien transferidas a una cuenta de ahorro o, también, aportadas a tu plan de pensiones de BBVA (opción disponible únicamente desde la app de BBVA). En el primer caso, y a modo de ejemplo, si compras una camiseta que cuesta 6,50 €, los 50 céntimos hasta completar los 7 € se envían automáticamente a la cuenta que tengas destinada para el ahorro.

Junto a Programa tu cuenta, y utilizando siempre la app del BBVA, dispones también de Bconomy, herramientas que desglosa tus gastos en diferentes categorías y subcategorías de cara a facilitarte el conocer en cuáles debes reducir. También posibilita la comparativa de estos con los de otras personas de características similares con el fin de que veas si los tuyos se encuentran por encima o por debajo de la media. 

En último lugar tienes Movimientos Previstos, servicio que te muestra una estimación de tus ingresos y gastos a dos meses vista, lo que hace que puedas tomar las decisiones adecuadas al disponer de tiempo para anticiparte a los gastos.