Así se deben calcular las retenciones de tu nómina

Descubre cómo calcular cuál será tu salario neto.

03/06/2020

La nómina refleja la retribución percibida por los trabajadores a cambio de los servicios prestados a una empresa. Incluye, además, las retenciones realizadas tanto a la Seguridad Social como con motivo del IRPF. Este documento detalla, por tanto, el total devengado por el trabajador y las cantidades que se descuentan de este total para calcular el líquido a percibir. Sigue leyendo para saber en qué consisten y cómo se calculan las retenciones que incluye la nómina.

Top Calculadora Nomina
¿Quieres saber lo que vas a cobrar al mes o al año?
Nuestra calculadora de sueldos te ayuda a saberlo.

¿Cuáles son los conceptos básicos de una nómina?

La partida inicial de una nómina es el salario bruto mensual, que se compone del salario base, establecido por el convenio colectivo, y de una serie de elementos que no tienen por qué figurar en todos los casos. Se trata de los complementos salariales, como el plus de antigüedad, peligrosidad o nocturnidad; de las primas de productividad y horas extra; y del salario en especie, es decir, de las percepciones no monetarias como el coche de empresa o las pagas de transporte, entre otras.

No obstante, es importante aclarar que el salario bruto no se corresponde con la cantidad a percibir, puesto que sobre el mismo se aplican una serie de deducciones y retenciones establecidas por la legislación. El salario neto, o la cantidad que los trabajadores reciben en su cuenta bancaria, es la cantidad que resulta de aplicar al salario bruto mensual las deducciones correspondientes a la cotización del trabajador y a la retención del IRPF.

Cotizaciones a la Seguridad Social

La retenciones a la Seguridad Social se calculan sobre la base de cotización, que a su vez viene determinada por el tipo de contrato, el régimen de la Seguridad Social y la categoría profesional o grupo de cotización en que se incluya la actividad laboral.

Esta aportación se distribuye en tres partidas

  • Las contingencias comunes, que suponen un 4,7 % de la base de cotización y se destinan a cubrir la asistencia en centros de salud, la incapacidad laboral por enfermedad, la jubilación, la baja por maternidad y paternidad o los accidentes laborales. Se incluyen también aquí las cotizaciones por horas extras, que se calculan aplicando el 2 % de la base de cotización si las horas son por fuerza mayor, o el 4,7 % si no lo son.
  • Las deducciones por desempleo, las cuales permiten cobrar el paro en caso de perder el empleo y representan el 1,55 % de la base de cotización en los contratos indefinidos, de prácticas, de relevo, de interinidad o de personas discapacitadas, y el 1,60 % de la base de cotización de los contratos de duración determinada.
  • Las deducciones por formación profesional, que constituyen el 0,1 % de la base de cotización.

Retención del IRPF

La retención del Impuesto sobre las Personas Físicas es un pago por adelantado de las tasas que el trabajador debe abonar al Tesoro Público. La empresa descuenta este dinero del salario del trabajador de acuerdo con un porcentaje establecido y lo entrega directamente a Hacienda, que ajustará las cantidades de acuerdo a las obligaciones fiscales del empleado en la declaración de la renta del siguiente ejercicio. Para calcular el importe de esta retención en la nómina se aplica al conjunto de devengos un porcentaje que viene determinado por el tramo de ingresos en el que se encuentra el trabajador en función de su retribución total anual.

¿Qué herramientas existen para calcular las retenciones?

Aunque la aplicación de retenciones en la nómina es responsabilidad de la empresa, es muy fácil hacerse una idea del salario neto utilizando las diferentes herramientas de cálculo a disposición del público. Desde BBVA te ofrecemos nuestra calculadora de sueldos, que permite calcular tanto lo que vas a cobrar cada mes (en neto) como al año (en bruto) a partir de una mínima información económica, personal y laboral.
Center Calculadora Nomina
¿Buscas una cuenta en la que ingresar tu nómina?
Hazlo en la Cuenta Nómina Va Contigo y no pagues comisiones por tu cuenta y tarjeta, cumpliendo condiciones.

¿Necesitas una cuenta para domiciliar tu nómina o ingresos?

Y si lo que buscas es una cuenta en la que domiciliar tu nómina, dispones de la Cuenta Nómina Va Contigo, la cual no tiene comisiones de administración y mantenimiento de la cuenta, ni de emisión y mantenimiento de la tarjeta de débito de cada titular o de crédito para el titular de la cuenta (previa aprobación de BBVA), solo por cumplir una de estas condiciones: domiciliar tu nómina superior a 800 €, pensión o desempleo a partir de 300 € o tener ingresos trimestrales de mínimo 2.500 €. También está libre de comisiones la retirada de efectivo a débito en más de 6.000 cajeros automáticos en toda España y las transferencias online realizadas en la EEE. Además, dispondrás de un gestor un gestor personal y su equipo en la app de BBVA e incluso podrás recibir tu nómina antes de que te la ingresen en cuenta. Funciona como un préstamo: nosotros te adelantamos tu nómina (de hasta 5.000 €) y tú tienes hasta 6 meses para devolverla. Entra en bbva.es y descubre cómo te puedes beneficiar de un cuenta ideada para una gestión óptima de tus finanzas.