¿Cómo se puede calcular el consumo de combustible cada 100 kilómetros?

Conoce la cantidad de carburante que necesitas para tu próximo viaje.
Una de las preguntas habituales antes de emprender cualquier desplazamiento, sobre todo si es largo, es: ¿cuento con suficiente gasolina (o gasoil) en el depósito para llegar a mi destino o tendré que repostar? Una buena forma de saberlo es conocer la cantidad media de carburante que el vehículo consume “a los 100”. En este artículo te mostramos cómo se calcula habitualmente el consumo de combustible cada 100 kilómetros y, también, la solución que te ofrece BBVA.

¿Cómo puedo calcular el consumo de combustible cada 100 km?

El proceso para calcular el consumo de combustible cada 100 kilómetros es sencillo y consta de los siguientes pasos: 

- Lo primero que debemos hacer es llenar el depósito en la estación de servicio. Una vez hayamos terminado, apuntaremos los litros de combustible que hemos echado. 

- A continuación, hemos de poner el cuentakilómetros (parcial) del coche a cero. Podemos comprobar que este se ha reiniciado en la pequeña pantalla que, habitualmente, se encuentra en el salpicadero junto al velocímetro. De no tener esta opción, apuntaremos el total de kilómetro que tiene el vehículo antes de arrancar.

- Tras esto, iniciaremos la marcha y circularemos con total normalidad hasta que se encienda el indicador que avisa de la entrada del coche en la reserva. Llegado este momento, pararemos y anotaremos los kilómetros que hemos recorrido desde que rellenamos el depósito (o el total en ese momento si no se nos ofrece el dato parcial)

Con los datos obtenidos, la operación para calcular el consumo combustible cada 100 kilómetros sería:

(número de litros : kilómetros recorridos) x 100: consumo de combustible cada 100 kilómetros

En un ejemplo: si tras repostar 40 litros de gasolina hemos recorrido 450 kilómetros hasta agotar el depósito: (40 : 450) x 100 = 8,8 litros de consumo de combustible cada 100 kilómetros.

NIVEL DE RIESGO
1/6

Este número es indicativo del riesgo del producto, siendo 1 / 6 indicativo de menor riesgo y 6 / 6 de mayor riesgo.

BBVA está adherido al Fondo de Garantía de Depósitos de Entidades de Crédito de España. La cantidad máxima garantizada es de 100.000€ por la totalidad de depósitos constituidos en BBVA por persona.

Ahorra en combustible con el Pack Repsol Cuenta + Tarjeta
Sin comisiones de administración ni mantenimiento de la cuenta y sin comisión de emisión ni mantenimiento la tarjeta de débito el primer año.

Calculadora de combustible

BBVA te ofrece una forma más rápida y sencilla de calcular la cantidad que vas a gastar en un viaje, o al año, con su calculadora de combustible. Para ello, solo tienes que aportar una serie de especificaciones básicas (como, por ejemplo, el tipo de vehículo o de carburante).

Si este es muy elevado, BBVA puedes ayudarte a reducirlo (si eres nuevo cliente) con el pack Cuenta Online sin Comisiones + Tarjeta Repsol más Visa Débito (link a la cuenta), el cual puedes contratar en tan solo 10 minutos y que incluye:

Cuenta Online sin comisiones de administración y mantenimiento de la cuenta, además de sin comisiones de emisión y mantenimiento de la tarjeta de débito. Y si lo que quieres es traer a BBVA tu nómina desde otra entidad de forma fácil y rápida, ponemos a tu disposición el Servicio Cambio de Banco, el cual se encargará de llevar a cabo todo el proceso, ya sea para cambiar tus ingresos (por ejemplo, tu nómina o pensión), tus recibos (agua, gas, teléfono, internet, colegios, etc.), o incluso traer el saldo y solicitar el cierre de tu otra cuenta. No tendrás que aportar documentación, ni acudir a tu oficina, ni hablar con tu otro banco: BBVA se encarga de todas las gestiones por ti, para que comiences a disfrutar de todas las ventajas de ser cliente).

Tarjeta Repsol más Visa Débito, con la que puedes ahorrar hasta 7 céntimos por litro en cada reportaje que hagas en Estaciones de Servicio del Grupo Repsol (Repsol, Campsa y Petronor). No es necesario haber domiciliado previamente tu nómina o recibos para disfrutar de esta ventaja ni de otras muchas, como la exención de la cuota anual de emisión y mantenimiento de la tarjeta durante el primer año o de las comisiones por transferencias online dentro del EEE. Y si ya eres cliente, debes contratar la Tarjeta Repsol más Visa Débito (o Crédito) por separado para disfrutar también de sus descuentos y ventajas.