César Bona

Maestro de primaria

"Innovar no significa arrasar todo, es evolucionar de forma constante pensando siempre en el bienestar de los niños y niñas".

Escuchar y hacer partícipes a los alumnos, las claves de este profesor para mejorar la educación.

Yo no quería ser maestro. Solo pensaba en deporte. Ahora soy maestro, es un privilegio. ¿En cuántas profesiones puedes invitar a los chicos y chicas a que intenten mejorar el mundo donde viven?

No se puede aprender todo en internet. Internet es como un océano, ahí puedes encontrar latas o tesoros. Esa es una de las funciones de los maestros, que podemos invitarles a contrastar información a que vean o a que transformen esa información que está ahí a transformarla en conocimiento. Y luego, preguntarles qué van a hacer con ese conocimiento. Porque no es solo que aprendas muchas cosas, eres un ser social. Y ahí la tarea de los maestros es absolutamente fundamental. Vamos a ayudar a las familias a educar a sus hijos. El primer modelo que van a tener son sus familias, sus padres, sus madres, pero luego estamos nosotros. Y por eso es un privilegio trabajar de maestro, ¿no? Un privilegio que va unido, como decía Spiderman, a una gran responsabilidad.

Hay muchas cosas que se están haciendo bien, pero también tenemos que ser críticos con nosotros mismos y saber que hay muchas cosas que tienen que mejorar. Empezando por mirar cada uno dentro de sí mismo y que seamos conscientes de que cada día tenemos que dar lo máximo para sacar la mejor versión de los chicos. La formación es vital, en la universidad y de los docentes en activo.

A los que van a empezar yo siempre les digo que piensen un poco cuando están en el aula no solo son ellos los que tienen que compartir cosas, sino que los chicos y chicas tienen mucho que compartir. Y que los verbos escuchar, precisamente, y compartir son tremendamente importantes y son de ida y vuelta.

La felicidad no es el objetivo sino dicen que es el camino. Primero, es una falacia. Lo que dicen que hay gente que se ocupa de la felicidad y se olvida del conocimiento es una falacia. Es una de las frases que tenemos que intentar alejar de nosotros. Porque quien piense que realmente el ser humano está hecho solo de conocimiento y no de emociones tiene que revisar ciertas cosas. Ahora mismo se sabe, por ejemplo, que un niño o una niña puede aprender con alegría. ¿Puede aprender con miedo? Sí. Pero lo que sucede en el cerebro es muy distinto en un caso y en otro.

En tu trabajo, si vas a gusto rindes. Si no vas a gusto no rindes e incluso podrías intentar cambiar de trabajo. Pero los niños y niñas no tienen esa opción. También es nuestra misión hacer que ellos tengan ganas de volver al día siguiente. Al menos, busquemos el bienestar. Los niños van a pasar su infancia y su adolescencia en un centro educativo. A mí me interesa tanto el conocimiento como que el chico o la chica venga a gusto al día siguiente. Y si no piensas así, quizá tengas que revisar algunas cosas. Todo evoluciona, la tecnología, la medicina, los transportes, todo evoluciona. Y la educación… ¿Por qué se ha asociado siempre la educación con persistencia al cambio? A mí me resulta paradójico.

Se aprende muchísimo de los niños y niñas en el momento en el que tú pretendes aprender. Para eso tenemos que viajar al niño o la niña que fuimos para entenderles mejor y para que nos entiendan mejor ellos. Pero si hay algo que nos enseñan cada día es a vivir la vida con sencillez, a preocuparse del ahora, no del mañana, del ahora. Para un niño decir dentro de unos meses es el infinito. Y a encontrar la magia en las pequeñas cosas. Lo que para muchos adultos pasa desapercibido para un niño o una niña resulta mágico, ¿no? Esa ilusión también que te contagian si estás rodeado de niños, por eso ser maestro es una profesión de privilegiados.

Nos falta escuchar a los niños y niñas. También a las familias y a los docentes para ir transformando todo esto juntos. Tenemos que replantearnos muchas cosas, la participación de las familias es esencial. La familia es el primer órgano educativo luego, la escuela. Por eso debemos trabajar en equipo.

Conoce más de César Bona

Biografía
Maestro de primaria y licenciado en Filología inglesa. Autor de libros como "La nueva educación" y "Las Escuelas que cambian el mundo", fue el primer profesor de España en alcanzar la distinción de finalista en el premio Global Teacher Prize. Su iniciativa educativa ‘El cuarto hocico’, fue premiada por la primatóloga y Premio Príncipe de Asturias, Jane Goodall. Bona reivindica el diálogo con los alumnos y la importancia crucial del profesorado como pilares fundamentales de la educación.
Faqs
¿Por qué cuesta encontrar profesores motivados?

No creo que cueste tanto encontrarlos porque sé que hay miles de maestros y maestras que viven con pasión, cada día, lo que hacen. Muchas veces lo negativo pesa más que lo positivo. Prácticamente cada día sale alguna noticia de un centro que está haciendo algo interesante. Eso es un gran paso. Porque nosotros como docentes hemos de pensar que el impacto que tenemos en el mundo donde vivimos es importantísimo. Imagínate si esta no es razón suficiente para sentirte motivado. Nos falta recordar que nuestra misión es mucho más importante de lo que nos creemos. Ya no es solo transmitir conocimientos, también hemos de invitar a que ellos compartan sus cosas, a que miren por la ventana y que intenten mejorar el mundo donde viven.

"Los educadores, padres y madres debemos trabajar siempre juntos, en equipo y con el diálogo como herramienta que nos ayudará a ir hacia adelante"


Puedes ver el vídeo completo aquí.