Tarjetas de débito para jóvenes de 16 años: ¿cómo son?

Así son las tarjetas de débito que las entidades bancarias poner a disposición de los menores.

Una de las demandas más populares entre los jóvenes, más cuando ya han cumplido los 16 años, es poder contar con un medio de pago que les otorgue una cierta independencia

Y es que están en la edad en la que empiezan a realizar sus primeras salidas, como son los viajes en grupo (por ejemplo, el de final de curso), las cenas con los amigos o incluso, las vacaciones en los meses de verano.

NIVEL DE RIESGO
1/6

Este número es indicativo del riesgo del producto, siendo 1 / 6 indicativo de menor riesgo y 6 / 6 de mayor riesgo.

BBVA está adherido al Fondo de Garantía de Depósitos de Entidades de Crédito de España. La cantidad máxima garantizada es de 100.000€ por la totalidad de depósitos constituidos en BBVA por persona.

Si tienes un hijo menor de edad, ya puedes abrirle una cuenta

Y, además, a partir de los 14 años también pueden tener su propia tarjeta Aqua débito. Tu tendrás todo bajo control, porque podrás limitar su tarjeta y controlas su cuenta desde tu app.

¿Cómo podemos facilitarles su pago? 

Para que puedan afrontar los gastos que acarrean las opciones comentadas con anterioridad, las entidades bancarias suelen poner a su disposición las tarjetas de débito para jóvenes a partir de los 16 años (aunque BBVA te permite obtenerlas desde los 14 años), de las que te damos más información en este artículo. ¡No dejes de leer!

¿Qué son las tarjetas de débito para jóvenes?

Las tarjetas de débito para jóvenes, a partir de los 16 años, son una solución que ofrecen las entidades bancarias para que los menores de edad puedan hacer frente a sus gastos de forma fácil y rápida. Suelen estar vinculadas a una cuenta bancaria.

Estas tarjetas de débito para menores de edad se caracterizan, en la mayoría de los casos (y en función de la entidad), por no tener coste de emisión y mantenimiento, por incluir descuentos en ocio y cultura o, en determinados casos, llevar adherido un carné joven. 

¿A qué edad se conceden las tarjetas de débito para jóvenes?

La edad mínima para acceder a una tarjeta de débito para jóvenes suelen ser los 16 años, aunque hay entidades bancarias, como BBVA, que la conceden desde los 14 años o, incluso, antes (siempre y cuando estén gestionadas por los padres o tutores). 

En cuanto a la edad máxima, lo común es que llegados los 30 años haya que cambiar a una tarjeta de débito “para adultos” (pudiendo darse el caso de que este paso se haga a los 35 años).

tarjeta de debito para jóvenes de 16 años

¿Qué operaciones pueden realizarse con las tarjetas de débito para jóvenes?

Las tarjetas de débito para jóvenes, a partir de los 16 años, suelen usarse, principalmente, para:

- Realizar compras en tiendas físicas.

- Sacar dinero en cajeros automáticos.

Para llevar a cabo estas operaciones, lo normal es que los progenitores o tutores limiten, previamente, tanto la cantidad de dinero que se pueden gastar (a diario y mensualmente), como la que se puede retirar en cajeros automáticos

Estos también tienen la opción, en algunos casos (y con el objetivo de conseguir un mayor control financiero) de recibir una notificación por cada abono que se realice con estas tarjetas de débito específicas para menores de edad. 

¿Qué otras opciones existen (junto a las tarjetas de débito para jóvenes)?

Junto a las tarjetas de débito para jóvenes, existe una segunda opción: las tarjetas prepago. 

¿Qué son las tarjetas prepago?

Las tarjetas prepago son aquellas que, al recargarse con una cantidad de dinero, impiden que el menor gaste ni un euro más de lo incluido en ella (es decir, solo pueden utilizar lo que se ha ingresado en la tarjeta y no todo el saldo de la cuenta vinculada, como ocurre con las tarjetas de débito para jóvenes). Esto permite un mayor control de los gastos que el menor lleva a cabo con el plástico.

BBVA, siempre al lado de los jóvenes

Ha llegado el momento: tu hijo necesita una tarjeta de débito para jóvenes con la que realizar sus pagos. ¡No te preocupes! En BBVA podemos ayudarte. ¿Cómo? Poniéndola a tu alcance junto a una cuenta bancaria para menores que crece a su ritmo

Desde los 0 a los 18 años, y con tu inestimable ayuda, podrán disfrutar de los beneficios de la Cuenta Online para Menores, sin comisiones de administración y mantenimiento de la cuenta (0 % TIN, 0 % TAE), calculado para cualquier supuesto de saldo positivo diario durante un año). 

Y no te pedimos nada para no pagar estas comisiones, o lo que es lo mismo, no es necesario domiciliar tu nómina o tus recibos, ni contar un saldo mínimo, para disfrutar de todas sus ventajas. 

Además, esta cuenta para menores incluye, a partir de los 14 años, la Tarjeta Aqua Débito, la cual carece de comisiones de emisión y mantenimiento de la tarjeta, y de comisiones por la retirada de efectivo en los 4.500 cajeros de BBVA.

Y no te olvides de Bizum

Otra de las ventajas de la Cuenta Online para Menores es disponer de Bizum. Desde la app, y siempre que el representante legal lo permita, se podrán enviar y recibir ‘Bizums’, lo que puede ayudarle ante un imprevisto, en el que necesite dinero, o si se va de viaje y no se está cerca, por ejemplo. 

Para utilizarlo, y tras haber contratado la Cuenta Online para Menores, el proceso es sencillo: el menor tiene que descargarse la app BBVA y, una vez se instale en el dispositivo, el representante legal se encargará de activar el servicio desde la app, de forma que ambos puedan usarlo

¿Quieres saber más sobre la Cuenta Online para Menores? Acércate a una de las más de 1.800 oficinas de BBVA e infórmate.

Disfrútala desde la nueva app de BBVA

A partir de octubre, podrán acceder a su Cuenta Online para Menores desde la app de BBVA, la cual ha sido adaptada a menores (entre los 14 y los 17 años), dándoles un acceso más seguro para que puedan aprender más y operar mejor. 

A los menores se les permite aprovechar todas sus funcionalidades, así como realizar operaciones como gestionar su tarjeta, recargar el móvil, retirar dinero sin tarjeta en los cajeros BBVA, pagar desde el móvil, además de, como se indica en el apartado anterior, realizar y recibir ‘bizums’ (previa autorización de su uso por parte del progenitor). También permite el pago y la retirada de efectivo sin comisiones en los más de 4.500 cajeros BBVA con la Tarjeta Aqua Débito

Por último, da acceso a Educación Financiera con nuestra sección "Tu dinero desde 0", con vídeos didácticos pensados para ellos.