Préstamo con garantía hipotecaria: ¿qué es?

El préstamo con garantía hipotecaria es aquel en el que el cliente ofrece una vivienda de su propiedad a modo de aval de pago del crédito, de forma que, si no desembolsa la cantidad adeudada, el banco puede retirarle dicho inmueble.

Puede darse el caso de que, por no cumplir con los requisitos exigidos por el banco, un usuario que desea acceder a un préstamo, como uno rápido, no pueda hacerlo. Esto no significa que no vaya a obtener financiación, dado que existen otras opciones como, por ejemplo, el préstamo con garantía hipotecaria

Un producto que puede confundirse con un préstamo hipotecario, aun sin tener nada que ver con él. Este último, también denominado ‘hipoteca’, es el que se solicita para la compra de un inmueble, mientras que el préstamo de garantía hipotecaria no tiene porque suponer la adquisición de una vivienda (suele requerirse para multitud de fines). En este artículo vamos a explicarte, con detalle, en qué consiste este préstamo, cuáles son sus requisitos y qué ventajas e inconvenientes tiene. ¡Sigue leyendo!

¿Qué es el préstamo con garantía hipotecaria?

El préstamo con garantía hipotecaria es aquel en el que, para su concesión, el solicitante pone como garantía de pago una casa que tenga en propiedad (pagada, como mínimo, al 80%). De esta forma, y en el caso de que no pueda hacer frente a las cuotas mensuales del mismo, el banco podrá ejecutar los derechos adquiridos sobre el inmueble, como pago de los adeudado.

¿Quién puede solicitar un préstamo de garantía hipotecaria?

El préstamo con garantía hipotecaria suele destinarse a personas que se encuentran en un momento delicado, económicamente hablando, por haber tenido que hacer frente a algún gasto imprevisto o, también, por tener alguna deuda pendiente de liquidación. De hecho, y teniendo en cuenta esto último, se trata de un préstamo que puede aceptarse  incluso si el peticionario está en listas de morosos (como ASNEF, RAI o CCI). De igual modo, es una alternativa viable para aquellos que desean emprender un negocio y necesitan importes elevados para ello, los cuales no requieran justificación alguna.
prestamo con garantia hipotecaria

¿Qué requisitos exige el préstamo con garantía hipotecaria?

El préstamo con garantía hipotecaria no exige excesivos requisitos a un solicitante. Así, este debe:

- Ser mayor de edad (por encima de los 18 años).

- Contar con una vivienda en propiedad (abonada, al menos, en un 80%), la cual servirá como garantía de pago.

- Presentar la documentación necesaria, junto al DNI, la cual incluye un informe de tasación del inmueble y otro de comprobación registral.

¿Cuáles son las ventajas e inconvenientes del préstamo con garantía hipotecaria?

Son muchas las ventajas del préstamo con garantía hipotecaria:

- La cantidad que puede pedir es superior a la de otros préstamos. 

- El periodo de devolución también es más alto que el de los préstamos habituales (se asemejan más a los de una hipoteca).

- Se puede acceder a él aunque se esté en una lista de morosos.

- No exige contar con unos ingresos estables.

- Permite seguir utilizando el inmueble que se ha fijado como aval.

También cuenta con una serie de inconvenientes:

- Puede perderse la vivienda en caso de impago de las cuotas del préstamo con garantía hipotecaria.

- La casa que se utiliza como aval debe estar pagada al 80% (cómo mínimo).

- Los intereses suelen ser más elevados.

- El dinero suele tardar más tiempo en ingresarse en la cuenta bancaria.

Además, y dependiendo del banco en el que se solicite, el préstamo con garantía hipotecaria puede llevar aplicadas comisiones y gastos de gestión.

¡Bajamos el precio de nuestro préstamo para nuevos clientes!
Si contratas tu préstamo rápido hasta 20.000€ con un solo titular hasta el 15 de diciembre disfrutarás de mejores condiciones, ahora al 4,75% TIN y 5% TAE*. Sin comisión de apertura ni domiciliación de nómina.

¿Buscas un préstamo? BBVA tiene varios para ti

Si estás buscando un préstamo que se adapte a tus necesidades, BBVA pone a tu disposición su Préstamo Rápido Online Sin Documentos, el cual te da acceso a una financiación de hasta 20.000 euros. Para ello, no necesitarás ser cliente, podrás realizar el proceso 100% online y recibirás respuesta en 8 horas laborables. También cuentas con el Préstamo Personal Online, el cual puede facilitarte hasta 75.000 €, a devolver en 8 años, para lo que necesites. Para más información, entra en bbva.es o la app de BBVA.

Con el simulador de préstamos online de BBVA podrás calcular las condiciones de la financiación que necesitas. En solo 3 minutos eligiendo importe y plazo. ¡Calcula tu pŕestamo ahora!.