Cómo realizar el cambio de hipoteca a otro banco

Cómo realizar el cambio de hipoteca a otro banco

Cuando se tiene un préstamo hipotecario (hipoteca) con un banco, puede resultar interesante cambiar la hipoteca a otra entidad financiera para obtener una mejora en las condiciones de su préstamo, sin necesidad de cancelarlo y formalizar uno nuevo. Esta operación se realiza a través de una subrogación de acreedor o entre entidades, es decir, el deudor decide cambiar de entidad financiera para beneficiarse de una modificación en las condiciones de la operación y/o en el plazo de amortización.

Pero, cómo de complejo es realizar el cambio de hipoteca a otro banco para acceder a una mejor oferta en el préstamo. El cambio de una hipoteca a otro banco está regulado por ley y requiere que la nueva entidad financiera estudie la situación, así como el cumplimiento de los requisitos y costes asociados a la subrogación.

Tipos de hipotecas BBVA

Procedimiento para cambiar la hipoteca de banco

Durante este proceso, la nueva entidad elegida informará al deudor y le acompañará a lo largo del procedimiento para el cambio. En primer lugar, la nueva entidad financiera estudiará la situación y comprobará que se cumple con los requisitos para la concesión del préstamo hipotecario. En caso de que el estudio sea positivo, la nueva entidad presentará una oferta vinculante al deudor, en la que figuren las nuevas condiciones financieras del nuevo préstamo hipotecario.

Una vez aceptada la oferta por parte del deudor, la nueva entidad notificará al otro banco su decisión de subrogarse, y le requerirá para que en el plazo de siete días naturales emita un certificado sobre el importe debido por el préstamo hipotecario.

Una vez entregada la certificación por el banco, éste tendrá quince días naturales para enervar la subrogación, es decir, formalizar con el deudor una modificación de las condiciones del préstamo que igualen o mejoren la oferta vinculante.

Si después de 15 días, el banco actual no manifiesta con carácter vinculante su disposición a formalizar la modificación de las condiciones con el deudor, se podrá firmar la escritura de la subrogación de hipoteca.

Además, hay que tener en cuenta que el cambio de una hipoteca de banco conlleva unos costes relativos a gastos de notaría, gestoría y registro, así como una comisión de subrogación según lo estipulado en el contrato. Asimismo, el deudor se deberá asesorar sobre posibles costes adicionales que puede conllevar la subrogación como gastos de cancelación o desistimiento, riesgo de tipo de interés, nueva tasación del inmueble e impuesto de Actos Jurídicos Documentados.

Resumen

El cambio de hipoteca a otro banco puede suponer una mejora en las condiciones de la operación y/o en el plazo de amortización. El deudor tendrá que atender a los requisitos para la concesión del nuevo préstamo y, de este modo, la nueva entidad bancaria presente una oferta vinculante al deudor con las condiciones de éste. Si el banco actual no iguala o mejora la oferta realizada por la nueva entidad, se firmará la escritura de subrogación con las nuevas condiciones del préstamo. Por último, la operación lleva aparejada unos costes que deberán ser asumidos por el deudor.

Cómo realizar el cambio de hipoteca a otro banco

Productos

Descubre el catálogo de hipotecas de BBVA

Hipoteca Variable BBVA

Si quieres comprarte una casa, tenemos una hipoteca variable pensada para ponértelo más fácil.

Subrogación de hipoteca a tipo fijo BBVA

Con la Hipoteca Fija BBVA paga la misma cuota todos los meses, sin subidas, sin sorpresas

Hipoteca Fija BBVA

Con la Hipoteca Fija BBVA paga la misma cuota todos los meses, sin subidas, sin sorpresas

Subrogación de hipoteca a tipo variable BBVA

En BBVA queremos mejorar las condiciones de tu hipoteca y ayudarte con todas las gestiones.